Saltar al contenido

Redactar un texto optimizado para SEO

contenido optimizado para SEO

Cuando vas a redactar contenido para cualquier web, claramente te vas a preocupar mucho por el SEO, dado que tu objetivo será que tu sitio web se posicione por delante de todos los demás.

Ello no quiere decir que tengas que pasar por alto el proceso de redactar correctamente los contenidos para tu sitio web, porque podrías acabar siendo penalizado por Google si cometes algunos errores graves. Así pues, te vamos a dar una serie de consejos sobre cómo redactar contenidos para SEO.

Obviamente, si vas a comenzar a redactar el contenido para tu espacio web, entendemos que ya tienes un listado de las keywords ideales para dicho texto, ¿no? Si no es el caso, es imprescindible que antes que nada hagas un keyword research. En caso contrario, es posible que lo que redactes no sirva para nada.

Contenido optimizado para SEO pero original

Los contenidos de toda página web deben ser siempre originales. Puedes recopilar información para un artículo de diferentes fuentes, para luego transformarla en conceptos que te ayuden a redactar de cero.

Nunca hay que usar el corta-pega, porque en Google no son tontos, y rápidamente se darán cuenta si el contenido que tienes es idéntico a otra web. Aunque sea el mismo, redáctalo de una forma diferente.

Siempre ten a tu target en mente

La forma en la que esté redactada el contenido del artículo dependerá de que tipo de target tengas. Si tienes una web dedicada a la enseñanza primaria, ¿será lo mismo que si fuera una web sobre derechos legales?

Por supuesto que no. El lenguaje, los tecnicismos y el enfoque de cada texto dependerá siempre de cuáles sean tus usuarios potenciales. Y siempre tienes que dar información que sea relevante para quien entre en tu web. Por ejemplo, si tienes una web sobre dibujos para colorear, debes explicar porque es beneficioso el pintar al mismo tiempo que buscar atraer a niños con algo que capte su atención.

De no hacer todo esto, podrías tener un índice de rebote alto y eso te podría penalizar a la hora de posicionarte en las búsquedas de Google.

 

¿Necesitas ayuda con tus contenidos?

Solicitar Creación de Contenidos

Textos que sean relevantes

Textos SEO

No porque tengas muchos textos en la web querrá decir que vayas a aparecer en los primeros puestos. Debes crear textos que aporten la mayor cantidad de información posible, al mismo tiempo que sean relevantes y aporten valor frente a otros sitios del mismo estilo.

A veces es mejor escribir tan solo un par de textos al mes en lugar de estar publicando todos los días. Ya lo dice el dicho: menos, es más.

Cuidado con la longitud del texto

Los textos tienen que ser ricos en contenido, pero no tienen por qué ser muy cortos ni demasiado largos. Ideal que tengan más de 200 palabras, y según el contenido, tengan una extensión u otra.

Ahora bien, si el texto no tiene para mucho contenido, mejor hacer un texto corto y directo en lugar de uno largo y con “mucha paja” que no sirve para nada. No creas que esto no afectará negativamente al SEO de tu página.

Acuérdate de estar siempre pendiente de las palabras clave

Cómo redactar contenido para SEO se basa, entre otras cosas, en saber utilizar las palabras clave que tienen que estar en el texto. Por ejemplo, cuánto más cerca del principio están, más importancia tiene para el posicionamiento (debiendo estar entre las 100 primeras palabras).

Asegúrate de hacer un buen keyword research para encontrar las palabras clave que te sean de utilidad, tanto para atraer al target potencial como para el posicionamiento.

Escribe un texto semántico

Si repites demasiado una palabra clave, eso te afectará negativamente de cara al SEO, por lo que hay que utilizar sinónimos, así como variaciones de la misma expresión. Esto ayudará a que el texto sea natural, y más rico porque no se repetirá cada dos por tres la misma keyword o frase.

Cuidado con la ortografía

Google penaliza el contenido mal escrito, y los usuarios lo odian todavía más. Aunque vivamos en la época de las abreviaciones y el lenguaje coloquial, tienes que revistar en todo momento tu texto para evitar los errores gramaticales, sintácticos u ortográficos.

Utiliza técnicas para hacer más bonito tu texto

Hay formas de hacer que el texto se vea más atractivo para los usuarios que entre en tu web, como puede ser el uso de negritas para recalcar la información que es más importante. Esto hará que el usuario se centre en un punto en concreto del texto, porque estará la información más relevante para él.

También es importante el uso de hipervínculos en tus textos. Puede que tengas otro texto que esté relacionado con lo que estás escribiendo, o pueda darle nueva información al usuario. Así que debes introducir un hipervínculo hacía dicho texto, que puede estar en tu web u otra. Por ejemplo, si escribes un texto relacionado con el mundo del arte, y hablas de una pieza que se encuentra en un museo, puedes poner un link hacía la web de ese museo.

Nunca mezcles el contenido

Si mezclas el contenido en el texto, lo único que conseguirás será confundir al usuario, y convertir tu texto en un tornado de sinsentidos.

Por ejemplo, si vas a redactar un texto sobre los mejores lugares para visitar en Madrid, ¿tiene sentido que hables de Barcelona? Puedes hacer alguna mención comparativa, pero nada de ponerte a escribir todo un párrafo que hable sobre un lugar de otra ciudad. Céntrate en todo momento en escribir sobre el tema que estás redactando.

Ten en cuenta el SEO al redactar, pero tómate tu libertad

Redactar con SEO.

No es nada malo el redactar contenido optimizado para SEO. Sin embargo, esto supone un gran problema, porque en todo momento vas a tener presente las normas del SEO para redactar tu texto. Y esto puede hacer que tu texto acabe no teniendo sentido.

Así pues, nuestro consejo es que primero redactes el texto con total libertad, olvidándote por un momento del SEO. Esto no quiere decir que te olvides del aspecto técnico y el tipo de contenido que debes ofrecer. Simplemente que no te preocupes sobre si “has puesto tal palabra clave, o esta se repite mucho…”

Todo eso podrás comprobarlo y corregirlo luego. A fin de cuentas, el último paso será corregir el texto para encontrar los posibles errores, ¿o no? Podrás cambiar las palabras clave, algunas frases…

¿Necesitas ayuda con tus contenidos?

Solicitar Creación de Contenidos

X