Saltar al contenido

White Hat SEO, ¿Qué es y porqué es lo mejor?

White Hat SEO

Dentro del mundo del SEO hay muchas técnicas que te pueden venir muy bien para tu página web.  Te vamos a hablar de uno de ellos, el cuál deberías emplear siempre que puedas: el White Hat SEO.

White Hat SEO, ¿qué es?

Podríamos decir que, en esencia, el White Hat SEO sigue las normas y directrices de los motores de búsqueda, al contrario que ocurre con Black Hat SEO que sirven para engañar a los motores de búsqueda. Como ya te explicamos en su día, el Black Hat SEO no es ilegal, pero no es una táctica muy bien vista por Google, y que puede llevar a graves penalizaciones. Por eso es mejor centrarse en el White Hat SEO.

En resume: el White Hat Seo son aquellas normas o recomendaciones que dan algunos motores de búsqueda. Los principales motores de búsqueda (Google, Yahoo, Bing…) tienen las mismas normas y se basan sobre su propia ética para dictarlas.

¿Por qué deberías hacer White Hat SEO en tu web?

Aunque podrías posicionar una web utilizando las técnicas del Black Hat SEO, esto no les hará ninguna gracia a los buscadores. Ese tipo de práctica es para los que quieren conseguir resultados de posicionamiento orgánico muy rápido, pero no querrá decir que tengas resultados a largo plazo.

En cambio, con el White Hat SEO puede que tu crecimiento sea un poco más lento, pero obtendrás muy buenos resultados a largo plazo. Además, no tendrás que estarte preocupando sobre si los buscadores te van a penalizar o no.

¿Cómo se usa el White Hat SEO?

¿Es complicado usar correctamente el White Hat SEO? Por supuesto que no.  Solo tiene que tratarlo como a tu mejor amigo, teniendo en cuenta los cinco puntos que te vamos a detallar a continuación, aunque hay mucho más (pero céntrate en estos cinco al comienzo):

Las palabras clave son importantes, como el resto de tu web

usa el White Hat SEO

Uno de los puntos clave para triunfar en el SEO es tener bien presenten las palabras clave, o Keywords si lo prefieres. Son elementos que deben estar integradas en el contenido de tu página, pero siempre teniendo sentido dentro del contexto del mismo.

En el Black Hat SEO se emplea justo lo contrario, escondiendo palabras claves con el color de fondo de la web, o metiéndolas dentro del código fuente para que no sean visibles. Ahora, ¿usarías esta técnica cuando es tan sencillo como seguir tu intuición a la hora de redactar el texto? Solo debes redactar un texto sencillo, con sentido e ir introduciendo las keywords más importantes. Nada más.

Los enlaces externos en tu web deben quedar naturales

Muchos dicen que el linkbuilding ha muerto. Básicamente, porque es una de las técnicas que más miran con lupa los buscadores. Simplemente, debes preocuparte porque los enlaces externos se den de forma natural, llevando a páginas que estén relacionadas con el contenido y que esas páginas sean de buena calidad. Además de no pasarte con la cantidad de links por texto.

El contenido de tu sitio debe ser original

Esto te lo habrán dicho muchas veces, pero lo repetiremos: el contenido de tu sitio web debe ser siempre original. Puedes buscar información en dos, tres, cuatro… ¡veinte sitios! Pero nunca copies ni utilices herramientas de autogeneración de contenido a través de otro, porque entonces caerás en el Black Hat SEO, y no creas que los buscadores no se dan cuenta.

Coge un texto, hazlo tuyo escribiéndolo de cero y haciendo que sea más atractivo para los usuarios que te van a visitar que la competencia. Verás cómo esto te ayuda mucho con el posicionamiento de tu sitio web.

El contenido será la clave para triunfar

En relación con el punto anterior, debes tener en cuenta que el contenido no solo debe ser original, sino también relevante para los usuarios que visiten tu sitio web. Tal y como se decía hace poco más de una década: “Content is King”. Si no ofreces contenido de calidad, tus usuarios se aburrirán y pasarán de tu página.

Ten siempre en mente al usuario

Por último, y esto es tan importante como el contenido y el uso de las palabras clave, debes tener en todo momento al usuario en mente. Hay que asegurarse de que la página sea fácil de usar, se pueda acceder a ella desde cualquier dispositivo y que tenga algo que le haga volver a entrar de manera seguida.

X